Desde tiempos muy pasados, ser un romántico es una de las cualidades que buscan las mujeres en un hombre atractivo, ya que ellas mismas sueñan con un hombre que sea de estos detallistas que son capaces de ir a la luna por ella.

Un hombre romántico es un hombre que de verdad siente pasión por una mujer, es decir, que se desvive porque esta sea feliz y porque esta pueda tener una vida atractiva y apasionada junto a el. Este término es muy popular en la mayoría de películas de amor, como por ejemplo romeo y julieta, en la cual dos protagonistas se aman apasionadamente.

Lo malo del romanticismo es que realmente la gente no lo entiende, ya que algunos no lo practican y otros lo confunden con necesidad. Ser romántico no es ser un baboso que acosa a la mujer y ser un romántico no es ser un “malote” que pasa olímpicamente de las necesidades de la mujer.

Estos dos artículos también te interesarán: Cómo Decorar una Habitación para una Noche Romántica y Cómo preparar un desayuno romántico

Realmente ser romántico es algo más complejo, algo que tiene que ver cómo dar un cachito de ti a una mujer, ver que ella se preocupa por ti y ver cómo la puedes conquistar de esta manera. Realmente si entiendes lo que es el romanticismo de verdad, vas a poder conquistar a una mujer, aunque creas que el amor no existe si que existe, sólo que aún no lo has entendido.

El mejor ejemplo de romántico lo encontramos en las telenovelas, en las cuales un hombre de éxito que no necesita a las mujeres, es capaz de compartir su vida con una bella dama, haciéndola sentir toda una princesa. Como verás, he dicho que no necesita a las mujeres, pues como ya he dicho antes, para ser romántico no hay que ser necesitado.

En el día de hoy, te explicaré todo lo que necesitas saber para ser todo un romántico, ya que de esta manera, vas a poder conquistar a la mujer de tu sueños o avivar otra vez la llama de la pasión con tu actual novia o esposa.

Instrucciones para ser romántico

  1. Tener pasión por ella:
    Lo primero que debes saber para poder ser un hombre romántico, es que el romántico de verdad es alguien que de verdad siente pasión por la mujer, es decir, un hombre que ama a la mujer y que siente de verdad que tiene que estar con ella. La diferencia entre el romanticismo pasional y el necesitado, es que el necesitado hace las cosas por interés, para intentar acostarse con ella. En cambio, el pasional lo hace porque de verdad le gusta que la mujer esté feliz, porque la ama de verdad y porque puede hacerlo, no porque necesite hacerlo. Intenta que tu mujer vea que tienes pasión por ella, que la miras con los ojos de amante y que quieres que ella de verdad sea feliz.
    Cómo ser romántico
  2. Ten algo que ofrecer:
    Muchos chicos se quejan de que son románticos y no ligan, de nuevo les diré que eso no es amor, es necesidad. Si te fijas bien en el cine, los chicos que en teoría son románticos siempre tienen algo que ofrecer, como físico, una buena posición social o simplemente son divertidos. Ella no va a querer a cualquiera que mande flores, sino que vas a tener que tener algo más que ofrecer si la quieres conquistar, ya que sino, no te servirá de nada tener todas estas cualidades, porque la mujer pensará que no tienes nada que ofrecer, que eres un necesitado y encima creerá que eres una persona mala y manipuladora, aunque no lo seas.
    Cómo ser romántico
  3. Ser detallista:
    Una persona detallista es una persona que es capaz de tener ciertos pequeños detalles con una mujer, es decir, que es capaz de ofrecer pequeñas cosas que aunque parezca que son pequeñas cosas, son cosas que realmente valoran las mujeres. Por ejemplo, una persona que pese a que han pasado 20 años de matrimonio, sigue dejando notitas románticas a la mujer, es una persona romántica. De nuevo, no confundas detallismo con necesidad, ya que un detallista da cosas pequeñas sin interés y el necesitado lo hace para intentar acostarse con ella, algo que por supuesto la mujer nota, mandando al carajo al que lo hace por necesidad.
  4. Darlo con cuentagotas:
    Lo bueno es dos veces bueno si es breve, es decir, que si eres una persona que da el amor con cuentagotas y poco a poco, las posibilidades de que tu novia, esposa y pretendiente lo valora van a aumentar. En cambio, un necesitado da el amor demasiado, es decir, que se pasa el día siendo romántico, algo que nota la mujer y sabe perfectamente por qué es(para buscar acostarte con ella). Por este motivo, un buen romántico da las cosas con cuentagotas, siendo una persona detallista, una persona romántica y una persona que es capaz de darlo todo, pero sólo en pequeñas dosis y de vez en cuando.

¿Te ha gustado?
4 usuarios han opinado y a un 100,00% le ha gustado.