Antes ni siquiera se planteaban las mujeres cómo ligar a un hombre, pero las reglas del juego han cambiado. En la actualidad  las mujeres cambiaron mucho y ya no sólo no temen a dar el primer paso sino que casi están en igualdad de condiciones que los hombres. Saben lo que quieren y consiguen los medios para lograrlo. Así que si sabes cuál es tu blanco, acércate a él con paso firme y lúcete. Entabla conversación, sonríe y no dudes en establecer contacto físico, agárrale el brazo con la excusa de que hay mucha gente y acércate un poco más para susurrarle al oído. Algunos hombres, ante esta actitud decidida de la mujer, pueden sentirse agredidos y tener la impresión de que su virilidad se ha visto afectada si realizas tú todo el trabajo, otros se sienten bien cuando la mujer lo busca y otros necesitan que sea la mujer quien de el primer paso. A menudo, las mujeres tenemos un sexto sentido para captar  danos cuenta de cómo es un hombre. Puedes llegar a saber si puedes confiar  o no en él únicamente observando sus movimientos, conocer sus gustos, sus intenciones, sus debilidades y sus fortalezas. Aprovecha estas virtudes para aprender a ligar a un hombre sin que él se dé cuenta, conviértelo en un cazador cazado. Aunque no existe ningún método infalible para aprender a ligar a un hombre, sí que hay pequeños trucos que funcionan sumados a tus habilidades de mujer. Te invitamos a leer las recomendaciones que hemos preparado para ti.

Instrucciones para ligar a un hombre

  1. Puedes intentar ligar al hombre elegido como se hacía antes: para esto no des ni un paso! Si un hombre te gusta y quieres conocerlo más a fondo, deja que venga a ti. A la mayoría de ellos no les gusta que las mujeres inviertan los roles y sólo aceptan relaciones que ellos buscaron o iniciaron. Pero ocurre que a veces estos mismos hombres que sienten así son tímidos y vergonzosos. Entonces tienes que ayudarlos, darles el empujoncito inicial: una mirada, una sonrisa. Así ellos tomarán la iniciativa de acercarse a ti y estarán convencidos de que lo hicieron solos. Déjalos que piensen así.
  2. Si quieres atacar porque él está allí entonces míralo: una primera mirada rápida, como al pasar; minutos más tarde, vuelve a mirarlo pero esta vez mantén la mirada un poco más de tiempo; y, finalmente, remata aguantando su mirada. No se puede ser más clara sin decir palabra.
  3. Si te sientes cómoda siendo escandalosamente sexy, o vistiendo ropa muy seductora, es probable que no necesites seguir leyendo estos consejos. A los hombres les basta con un escote o una falda corta para caer rendidos a los pies de una mujer. Pero si eres de esas mujeres más sutiles, no te preocupes. Atraer a un hombre no es cuestión únicamente de enseñar mucha piel y poca ropa, sino de sacar el máximo partido de nuestras cualidades, ya sean físicas o psicológicas. De hecho un pantalón vaquero bien ceñido o un vestido favorecedor, puede dejar entrever o insinuar la silueta que hay en el interior sin tener que quedar cómo una mujer explosiva.
  4. Una de las cosas que los hombres admiran en una mujer es que ellas se comporten como tal. Que sean femeninas, que caminen provocativas, moviendo la cadera de derecha a izquierda, balanceando sus nalgas, con la cabeza alta y el cuerpo erguido.
  5. Si has comenzado a hablar con un hombre y quieres explorar un poco más a fondo su personalidad, trata de averiguar más sobre él. Hazle preguntas abiertas pero que no se sienta sometido a un tercer grado. Trata también de hacerte amiga suya, y si lo acabas de conocer en un bar o en un lugar con alcohol, no abuses ni tomes demasiado porque podrías no estar al tanto de pequeños detalles importantes sobre él.
  6. Hazle saber que estas disponible. Sepárate si hace falta de tu grupo. Se necesita mucho valor para que un hombre se acerque a un grupo de mujeres, por lo que debes ponérselo más fácil, o al menos reducir la distancia entre los dos.
  7. Aprende a  jugar con la mente del hombre. Los juegos son un modo de mantener viva la pasión, por ejemplo hacerte la difícil o dejar librado  un poco a la imaginación de él aumentan tu poder de atracción y hacen que él se sienta intrigado e interesado por el juego de la seducción. El atractivo de los juegos de seducción que tú puedes hacer es que con ellos no hay perdedores y ayudan a establecer una relación llena de emoción.
  8. Cuando salgas por primera vez con el hombre elegido,  que te gusta controla muy bien el típico impulso femenino de contarle enseguida tus experiencias, tus opiniones, toda tu vida. Recuerda que lejos de estrechar los lazos que te unen a é, lo estarás apabullando con cosas que a él no le interesan todavía, él puede pensar que eres como un libro abierto para todo el mundo. Deja las historias sobre tus ex para más adelante, del mismo modo que querrás conocer su pasado y  sus historias  él querrá saberlo sobre ti.
  9. Procura ser seductora, interesante, mostrar sólo parte de ti, se insinuante tal como tu ropa para que él siempre quiera saber más de ti.

¿Que necesitas para ligar a un hombre?

  • El hombre elegido, el que te gusta
  • Ropa bien femenina
  • Mucha actitud positiva

Consejos para ligar a un hombre

  • No le cuentes demasiados detalles de tu vida apenas lo conoces, ni historias tristes ni desamores. Los hombres se desorientan cuando les descubres detalles íntimos demasiado pronto.
  • No permitas que él crea que siempre tiene un hueco reservado en tu agenda. Hazle saber que te encanta estar con él siempre y cuando no tengas gimnasia, trabajes o salgas a cenar con tus amigos. Demuéstrale que tu vida no gira en torno a él.
  • Hazle saber que no has perdido de vista tu lado pasional, coquetea con él, vístete sexy, bésalo, pero asegúrate de que tienes la situación bajo control, lo cual significa no permitir que la acción se prolongue dentro del dormitorio. En caso contrario él puede pensar que le estás engañando, que lo provocas sólo por el placer de decirle luego que no y esto no te llevará a buen puerto.
¿Te ha gustado?
192 usuarios han opinado y a un 77,08% le ha gustado.