Cómo dar un masaje excitante en los pies

Aunque muchas personas nunca lo han experimentado, saber cómo dar un masaje excitante en los pies puede llegar a estimular las terminaciones nerviosas que se encuentran relacionadas con los órganos sexuales, lo que al mismo tiempo hace que se pueda despertar el deseo en las relaciones de pareja.

Dar un masaje de una forma erótica en los pies puede ser muy placentero para quién lo recibe, lo que lo convierte en una gran opción como preliminar a un encuentro íntimo.

Los pies son una zona conocida por tener muchos puntos que contribuyen a tener un estímulo sexual, ya que están directamente vinculados a los órganos genitales. De esta forma, si consigues dominar la técnica podrás generar placer y excitación de forma simultánea.

Antes de explicar cómo dar un masaje excitante en los pies, recordamos que los juegos eróticos son perfectos para ser creativo y despertar el deseo. Además, ayudan a estrechar lazos más fuertes en la relación, con un deseo sexual que estará mucho más presente que de cosstumbre.

Si vas a hacer un masaje de este tipo es aconsejable que tengas presente que no solo tienes que utilizar las manos, ya que puedes emplear otras partes del cuerpo como la boca, por ejemplo. Además, es aconsejable acompañar el proceso con olores y música, que así puedan estimular todos los sentidos.

Claves previas a dar un masaje excitante en los pies

Antes de empezar a dar ese masaje excitante en los pies, es recomendable tener presentes una serie de claves para poder lograr el mejor resultado. Para ello te recomendaos que tengas en cuenta lo siguiente:

  • La comodidad es fundamental. En todo momento íntimo ambos os tenéis que encontrar totalmente cómodos. Es necesario para poder disfrutar de unas relaciones íntimas totalmente satisfactorias. Para ello es importante que haya un ambiente tranquilo, así como una temperatura agradable. Si se encuentra sobre unos 25ºC se favorece que los músculos se relajen.
  • Otro punto a tener en cuenta es la lubricación de los pies. Es necesario elegir entre alguno de los productos existentes en el mercado u optar por crear uno propio para que el masaje pueda llevarse a cabo de la manera apropiada.
  • También se recomienda evitar los aceites de parafina. Es preferible apostar los los aceites esenciales, ya que son grasos y fluidos, lo que hace que los dedos se puedan deslizar mejor. En lo que respecta al olor es posible elegir el que cada uno prefiera, siendo recomendable elegir uno que sea del agrado de ambos.

Instrucciones para dar un masaje excitante en los pies

Si quieres saber cómo dar un masaje excitante en los pies,  debes seguir una serie de indicaciones. No obstante, debes tener claro que debe hacerse con caricias muy suaves, teniendo el objetivo de conectarte con tu pareja de manera física. Para poder aprovechar al máximo la experiencia, debes encontrar un lugar tranquilo y lindo y coloca música suave para genera run ambiente más sensual.

Los pasos para poder lograr el éxito a la hora de llevar a cabo este tipo de masaje, son los siguientes:

  1. Para empezar debes recostar a tu pareja sobre la cama o el sofá, mirando hacia arriba, colocando un cojín debajo de sus rodillas. De esta forma se encontrará más cómodo o cómoda.
  2. A continuación debes frotar aceite en las manos, siendo recomendable elegir uno de almendras o de coco, y empieza a presionar de forma suave la planta de los pies.
  3. Seguidamente debes hacer movimientos circulares en sentido de las agujas del reloj o de arriba a abajo. Con los pulgares debes presionar los tobillos y también la planta del pie. Luego debes hundir tus dedos y recorrerlos.
  4. A continuación repite el proceso con el otro pie, y utiliza más aceite en el caso de que sea necesario.
  5. Además, puedes optar por utilizar otras partes de tu cuerpo, como dar besos para así estimular el apetito sexual.

Cómo preparar un aceite especial para dar un masaje placentero en los pies

A la hora de saber cómo dar un masaje excitante en los pies debes tener en cuenta que puedes usar cualquier tipo de aceite. Este producto es fundamental a la hora de dar un masaje, ya que hace que las manos se puedan deslizar de una forma más sencilla. Asimismo, los aceites cuentan con olores que activan todos los sentidos.

Si no tienes un aceite a mano o no quieres comprar uno, tienes la posibilidad de preparar el tuyo propio. Para ello solo necesitas contar con tres cucharadas de aceite de almendras (45 g) y seis gotas de aceite de madera de sándalo.

Para prepararlo solo tienes que añadir ambas sustancias en un recipiente, además de remover por unos minutos hasta que la mezcla sea homogénea. Luego debes aplicar este aceite sobre tus manos y debes frotarlas para que así se caliente un poco antes de aplicarlo. De esta manera se podrá lograr el mejor resultado.

¿Te ha gustado?

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.