La masturbación es una práctica que se da comúnmente en hombres y mujeres, aunque rara vez la masturbación femenina es comentada públicamente. Entonces es mucho más comprendida la masturbación masculina que la femenina.

Se tiende a pensar que el pene es la única zona erógena de los hombres a estimular, eso no es cierto. Cuando se trata de masturbación no deben dejarse de lado otras zonas erógenas.
Comencemos por definir lo que es la masturbación, puede ser considerada como un ejercicio de auto conocimiento y gratificación. Al considerarse tabú en nuestra cultura poco se investiga. Sin embargo, se puede llegar a tener varios métodos en los que esta auto gratificación puede llevarse a cabo, provocando sensaciones únicas.  El lenguaje utilizado en las instrucciones de como practicar cada uno de estas técnicas puede ser un tanto gráfico, pero los términos pueden ser auto explicativos, facilitando la copia de los mismos a la hora de llevarlos a la práctica.

Aunque no se hable mucho del tema, se dice que ante la falta de sexo, la masturbación es uno de los mejores métodos para evitar el cáncer de próstata, aliviar el estrés diario y mejorar el estado de ánimo. Al igual que con el sexo, existen muchas maneras de darse placer a uno mismo, solo hace falta saber cuáles son las técnicas más elegidas para lograr una auto satisfacción más grande.  Son muchas las técnicas que dan placer tanto a hombres como mujeres, en este caso nos concentraremos en los hombres, por ser más conocidas. En otra oportunidad dedicaremos uno exclusivamente a la masturbación en mujeres. A continuación te detallaremos las 25 técnicas más conocidas que podrán provocarte mayor éxtasis.

Que Necesitas

  • Seguir esta guía

Instrucciones

  1. Método del Apretón de Manos: Es una técnica muy usada, se trata de envolver el pene con los dedos de la mano, hacer movimientos de subida y bajada, la velocidad es a gusto.
  2. Con los dedos: Otro favorito por muchos es parecida al método de apretón de manos pero solamente debe utilizarse el pulgar y los índices. Es un método que resulta muy cómodo si no se posee lubricante o el pene esta sensible.
  3. La seta: Permite el estimo intenso en la zona de la cabeza del pene. Se realiza con las dos manos de manera que una mano es la capucha de la seta y la otra el tallo. Este movimiento se realiza de manera circular y frotando.
  4. Ignición: Este método simula el encender un fuego con dos maderos. El pene entre las dos manos y frotando hacia adelante y atrás.
  5. Parada: Esta técnica requiere tiempo y paciencia. Es recomendable utilizarla cuando se llevan varios días sin masturbarse, ya que prolonga la masturbación. Comience por cualquier posición que le parezca cómoda, entonces en el momento de eyacular deje de hacerlo por unos segundos. Continué sin tocar la cabeza del pene y céntrese solo en la parte inferior del mismo.
  6. El anillo: Esta técnica debe realizarse de manera cómoda, el pene debe sacarse por la ropa interior, una vez que se sienta apretado comenzamos a masturbarnos, sentiremos una presión a modo de anillo.
  7. De revés: Colocamos la mano al revés, logrando que con el dedo índice se sientan zonas sin explorar.
  8. Entrelazados: Se practica con las manos cruzadas y en el hueco del medio se coloca el pene, se realizan movimientos de arriba hacia abajo, los pulgares deben presionar la parte superior del mismo.
  9. La piel: Con un poco de piel entre el dedo índice y medio, procedemos a realizar la masturbación normalmente.
  10. Ordeñar: Como su nombre lo indica, este mecanismo se trata de masturbarse como si fuera a ordeñar una vaca, la velocidad es a gusto y el recorrido es desde la zona de los testículos hasta la zona superior del pene.
  11. Sin tocar: Esta práctica se trata de no tocar el pene directamente, es sobre la ropa, con una mano se presiona el área de los testículos y con la otra se coloca el pene en la palma de la mano y los dedos.
  12. La cabeza: Está centrada específicamente en la parte superior, la otra mano debe presionar la base y los testículos. Importante: requiere lubricante.
  13. Sexo Oral: Esta técnica simula el sexo oral. Se utilizan el dedo índice y los medios de una mano para simular los labios, se empuja el mismo entre el índice de la otra mano.
  14. La mesa: Esta técnica consiste en movimientos de la pelvis que producen rozamiento con una mesa.
  15. Cambio de marchas: Este movimiento consiste en agregar o quitar giro a la masturbación habitual.
  16. Ordeñando a la cabeza: En esta técnica una mano sostiene y presiona a la parte baja del tronco del pene, la otra ordeña la parte superior. Se necesita un lubricante para evitar lastimarse.
  17. La palma: En esta particular manera una mano sostiene al pene y la palma lo frota.
  18. Otra piel: Consiste en vendarse los dedos con cinta o con un condón, para notar sensaciones diferentes en el tacto.
  19. Expandiendo el placer: Esta técnica consiste en buscar una superficie suave. Los talones que están debajo de las nalgas, deben abrirse durante la eyaculación.
  20. Dos son compañía: En esta técnica, se debe balancear suavemente frotándose un objeto entre el ano y los testículos. Mientras se eyacula se encontrara con una sensación interesante, sobre todo si presiona el objeto con delicadeza.
  21. El puño y el pulgar: En esta técnica, le damos más importancia al pulgar que al puño. Se trata de sostener fuera del pene en vez de en su interior. El pulgar debe moverse en círculos, sobre la parte superior del pene, mientras que con el resto de la mano se realizan movimientos hacia abajo.
  22. Copular: Durante esta manera de masturbación el cuerpo es el protagonista, las manos simulan una vagina o un ano, el cuerpo simula la acción sexual al ritmo que se elija.
  23. Apriétame abajo: Una manera distinta, se trata de la estimulación en la base del pene. Dejando de lado el resto, se toma fuertemente la base con una mano mientras con la otra se frota la parte superior y el cuerpo del pene.
  24. Con movimiento: Esta técnica se basa en el movimiento de la pelvis, el tiempo de eyacular suele tardar más que en las demás técnicas.
  25. Escurrir: Una técnica un tanto polémica, sin embargo si se hace de manera suave y lenta se puede conseguir una estimulación muy buena. Se trata de retorcer suavemente el cuerpo del pene, quitando la eyaculación lentamente.

Consejos

Si bien se pueden practicar varias maneras de auto estimulación, vale siempre tener en cuenta los consejos que nos sirven para evitar roses o quemaduras que nos puedan producir dolor.  Además de otros consejos útiles para el mejor rendimiento, evitar infecciones y demás.  Ten en cuenta estos simple 4 pasos que te servirán. A continuación detallaremos algunos consejos a tener en cuenta para una práctica segura y eficaz.

  1. Lubricantes: Siempre tener en cuenta el uso de lubricantes es esencial, hay quienes no gustan de utilizarlo, pero es una manera de evitar autolesionarnos si practicamos la masturbación con frecuencia. Hay inclusos algunos lubricantes que te adormecen la mano logrando que parezca la de alguien más.
  2. Tiempo: La masturbación cuando se realiza bien y con fines de auto conocimiento, lleva tiempo. Intenta tomarte tu tiempo para descubrir que es lo que realmente te gusta o causa placer y que no. Como en todo, va a haber cosas que te encantaran, y otras que no. Tomate tu tiempo. No apresures las cosas, esto se trata de tu disfrute.
  3. Privacidad: Si cuentas con tu propia habitación, o dispones de una hora en el día en el que sabes que nadie estará en tu hogar, utiliza ese tiempo. Es algo que debe hacerse con privacidad y relax, para evitar situaciones que puedan llevarte a una mala práctica. Aprovecha esos ratos a solas o las noches cuando todos duermen para practicar con más tranquilidad.
  4. Higiene: De más está decir que debes poseer tus zonas intimas higiénicas antes y después de practicar la masturbación, así como tus manos también deben estarlo. Esto evita que las bacterias se pongan en contacto con tu cuerpo y generar malos olores o posibles infecciones. Si puedes date una ducha luego de practicar la masturbación. Si lo haces en tu cama, no olvides cambiar la sabana, o utiliza algún tipo de cubrecama para no ensuciar.

Esperamos que este artículo te sea de gran ayuda, recuerda siempre que aunque sea tabú, la masturbación es algo común tanto en hombre como en mujeres. Aunque no se hable, no tiene nada de malo y siempre debe practicarse con responsabilidad. Recuerda que quererte también es ser responsable, como contar con una buena higiene y limpiar o ambientar los lugares donde lo realizaste. El arte de auto conocerse sirve para saber a ciencia cierta lo que desearas de tu pareja en un futuro y lo que realmente te genera placer, como dice el dicho la practica hace al maestro.

¿Te ha gustado?
9 usuarios han opinado y a un 66,67% le ha gustado.