Cuando quieres conocer mejor a una persona o de repente, te relaciones y conoces a alguien, hay personas que no saben que decir ni tampoco que preguntar. Casi siempre hay ciertas preguntas que son las idóneas o sirven para conocer a esa persona mejor.

Por tanto una pequeña ayuda podría ser realizar unas veinte mejores preguntas para conocer a alguien.

A la hora de preguntar y realizar preguntas adecuadas podrías estar toda la vida pensando, preguntando… parece una tontería pero se llega a conocer a una persona por las preguntas que le haces (mejor dicho sus respuestas) o por lo menos, hacerte una primera impresión sobre ella. Ojo al dato de tocarse la nariz, rascarse la barbilla, bajar la mirada o esquivártela… Si al contestarte ciertas preguntas lo hace, cuidado. O no quiere contestarte o te oculta algo, o bien te está mintiendo.

Instrucciones

  1. Preguntas algo filosóficas: ¿Qué personaje histórico te gustaría entrevistar? Con esta pregunta conocerás mejor las inquietudes de la otra persona.
  2. ¿Qué personaje histórico te gustaría entrevistar? Con esta pregunta conocerás mejor las inquietudes de la otra persona.
  3. ¿Qué es para ti la libertad? Es una pregunta que deja a la otra persona al descubierto frente a mostrar habilidades con los temas abstractos. Alomejor no sabrá que responder, pero algo tendrá que contestar y saber qué piensa la respecto.
  4. Grupo de música favorito o bien el estilo de música. Es de las preguntas más obvias pero la música es en definitiva, imprescindible.
  5. Tu libro favorito. Obviamente es una pregunta que te hará ver que tipo de lectura le gusta, si le gusta leer, cierto nivel cultural…
  6. Cual es tu animal favorito y qué animal te gustaría ser.
  7. ¿Cómo te gustaría ser en un futuro. Y ¿Cómo te ves dentro de 5 o 10 años?
  8. ¿Dónde te gustaría vivir o te ves viviendo? Con esta pregunta simplemente quieres saber que lugares le gustan, donde se ve viviendo (corto o largo plazo), que lugares le gustan, sus prioridades…
  9. Si te atreves puedes hacer algunos cambios e ir más directa ¿Dónde te gustaría vivir, en qué ciudad te gustaría vivir, en qué país te gustaría vivir…?
  10. ¿Cuáles serian tus mejores vacaciones o dónde te gustaría ir de vacaciones? Te servirá para saber sus gustos o algunas experiencias.
  11. ¿Cuáles serian tus mejores vacaciones o dónde te gustaría ir de vacaciones? Te servirá para saber sus gustos o algunas experiencias.
  12. ¿Qué tipo de ropa no llevarías puesta en ningún caso? Sabrás si es origina o creativa.
  13. ¿Qué personaje histórico te gustaría entrevistar? Conocerás mejor las inquietudes de la otra persona.
  14. ¿Qué es para ti la libertad? Es una pregunta que deja a la otra persona al descubierto frente a mostrar habilidades con los temas abstractos.
  15. Grupo de música favorito o bien el estilo de música. Es de las preguntas más obvias pero la música es en definitiva, imprescindible.
  16. ¿A qué tienes miedo?
  17. Di tres cosas negativas tuyas.
  18. Defínete en tres palabras.
  19. Cual ha sido la anécdota más divertida que has vivido.
  20. ¿Cómo te gustaría que te recordaran el día de mañana?

Que Necesitas

Evidentemente realizar preguntas siempre ayuda. Hay preguntas muy concretas que revelan mucho más de lo que creemos. Según como conteste, la manera en la que se exprese, ver si está mintiendo o está adornando mucho las respuestas (entre otras muchas cosas).

Por supuesto, sabrás si tenéis cosas en común, os gustan las mismas cosas o bien hay temas que sabes que no tendréis en común nunca.

Hacer las preguntas correctas y sus respuestas también te servirán incluso para saber algunas cosas de su pasado y del futuro que quiere tener.

Obviamente fíjate en algunos detalles: si le cuesta contestar a las preguntas, si responde básicamente con monosílabos y no quiere entrar en detalles, si al preguntarle varias veces ves que le incomoda y no quiere seguir contestando… todo esto son detalles que deberás valorar.

Por otro lado fíjate también en si el o ella, te hace también a ti preguntas. O te las devuelve o te hace nuevas. Si le notas cierto interés o bien le preguntas te contesta y ya no saca ningún tema más. Si es así, no sigas con las preguntas… algo no marcha bien y no parece que tenga mucho interés en saber de ti o no quiere que sepas de el.

Si no te mira a los ojos, ni tan siquiera a la cara cuando contesta las preguntas o te habla, algo no marcha bien. Tal vez puede ser una persona muy tímida (hay personas que con la timidez o los nervios es lo que hacen) pero también hay que ser realistas. Tal vez, no esté interesado/a en la conversación o se esté aburriendo.

Consejos

Conocer a una persona es también o debería ser, algo reciproco. Tampoco le hagas un interrogatorio, ve con cuidado. Una cosa es que le hagas algunas preguntas, que vayas viendo que todo fluye, sigas con algunas más y sea algo mutuo. Muy diferente sería si empiezas con las preguntas como un interrogatorio, donde vaya una pregunta tras otra, no le dejes casi ni respirar y parezca que quieras saberlo absolutamente todo de esa persona a base de preguntas. Cuidado.

Si sale bien y volvéis a quedar, ya habrá tiempo de conocerse un poco más y mejor, irán surgiendo más preguntas y podrás comprobar que algunas de las respuestas eran verdad según lo que hagáis.

Las preguntas también sirven para algo, así que ahora sabrás un poco más de el/ella y lo que tenéis en común (también las que no).

Relájate, piensa en positivo. Hacer preguntas no lo es todo. Olvídate de la presión y de los nervios y de todo. ¡Simplemente se trata de conocer a una persona!

La otra persona puede ser que también esté nerviosa, que le de vergüenza, que no sepa qué decir, ni tampoco qué preguntar, que se sienta nervioso/a que le puedan los nervios… pueden pasar tantas cosas! Por ese mismo motivo, deja que todo fluya que pase lo que tenga que pasar y no te obsesiones con nada. Es más, las primeras citas, no siempre son las mejores (tal vez algunas sí y en las películas también) pero en la vida real, la cosa no siempre es igual…

¿Te ha gustado?